Página principal || Indice Dolor Agudo | Indice Dolor crónico

Infiltración de esteroides para la epicondilitis (codo del tenista)

Lo clínicamente fundamental: Las infiltraciones con corticoides son efectivas en tratar la epicondilitis a corto plazo (2-6 semanas), pero parece que no existe un beneficio a largo plazo. No está claro si esta forma de tratamiento tiene beneficios sobre otros tratamientos. Los hallazgos de esta revisión se basan en pacientes hospitalizados, por lo que no son generalizables a la atención primaria. No pueden formularse recomendaciones claras sobre el régimen de este tratamiento. 

Las infiltraciones con corticoides se utilizan frecuentemente para aliviar el dolor de la epicondilitis. Esta condición presenta una incidencia de 4 a 7 por 1000 por año en atención primaria, con un episodio medio de una duración entre 6 meses y 2 años. Los datos procedentes de Holanda sugieren que entre un 10 y 30% de los episodios producen una media de 12 semanas de absentismo laboral. Otros tratamientos incluyen medicación analgésica, tartamientos físicos y, más radical, la cirugía. 

Revisión sistemática

Assendelft WJJ, Hay EM, Adshead R, Bouter LM. Corticosteroid injections for lateral epicondylitis: a systematic overview. British Journal of General Practice. 1996; 46: 209-16. 
  • Revisión de datos completa: 1994 
  • Número de estudios incluidos: 9 (10 comparaciones) 
  • Número de pacientes: no establecido 
  • Grupo control: placebo o dosis diferentes de infiltración 
  • Variables principales: variables sobre dolor como en los artículos originales, tasas de éxito/fracaso expresadas como odds ratios con intervalos de confianza del 95% 
Los criterios de inclusión fueron ensayos clínicos aleatorizados controlados de infiltraciones con corticoides para la epicondilitis. El propósito de la revisión fue el de respoder preguntas sobre el régimen de tratamiento óptimo, su apicabilidad en atención primaria, así como su eficacia.  

Los revisores usaron las conclusiones sobre eficacia de los estudios originales, y también obtuvieron datos sobre las tasas de éxito en los diferentes momentos del seguimiento, dandose preferencia a las valoraciones del paciente. 

Hallazgos

Infiltración versus placebo 
Cinco estudios compararon la inyección y un anestésico local con bien un anestésico solo o con salino. Cuatro estudios hallaron un beneficio significativo de la infiltración sobre el placebo.  

Infiltración versus activo
Un estudio de gran calidad comparó la infiltración con la fisioterapia Cyriax y encontró un beneficio significativo con la infiltración. 
Dos estudios compararon la infiltración con el naproxeno. El naproxeno solo no fue diferente a la infiltración, y el naproxeno con una muñequera no fue mejor que la infiltración (aunque la calidad era bastante pobre). 

Un estudio comparó la infiltración en el hombro con vendas en el codo o muñequeras, y demostró un beneficio significativo con la infiltración. Un estudio comparó la infiltración con los ultrasonidos, fonoforesis y la neuroestimulación transcutánea eléctrica, y no encontró diferencias. Un estudio comparó dos técnicas de inyección y demostró que eran igualmente efectivas.  En todos los estudios inluidos se demostró una tendencia a que los estudios de mejor calidad mostraran mayores efectos, con un odds ratio global de 0.15 (0.10 a 0.23) de 2 a 6 semanas, indicando un efecto beneficioso de los corticoides.  

Eficacia a largo plazo 
En todos los estudios incluidos se observó una tendencia general a que las inyecciones fuesesn efectivas a corto plazo (2-6 semanas), pero no tras un seguimiento de más de 6 semanas. El odds ratio de >6 semanas fue de 0.73 (0.37 a 1.44) lo que indica una falta de efecto a largo plazo. 

Efectos adversos

Seis estudios informaron sobre efectos adversos. Tres de ellos establecieron que no existían efectos adversos. Otros tres informaron sobre la aparición de dolor postinyección con duración de unos pocos días, pero no siempre se ha atribuído a los corticoides. Sin embargo, el estudio más detallado muestra que el 50% (58/116) de los pacientes que recibieron infiltración con corticoides y anestésico local experimentaron dolor postinyección comparado con un 31% (9/29) de los que sólo recibieron anestésico local. Se registró atrofia de piel en un 27% (31/116) de los pacientes comparado con un 17% (5/29) del grupo de anestésico local sólo. 

Url original
http://www.jr2.ox.ac.uk/Bandolier/painres/painpag/Chronrev/steroid/CP065.html

Temas relacionados


Página principal || Indice Dolor Agudo | Indice Dolor crónico